6 agosto 2014 / por Alicia / No hay comentarios

Comunicación reactiva y proactiva

Ccomunicacion_reactivaomo hay infinidad de empresas, de infinidad de sectores e infinidad de tamaños, habrá que plantear la comunicación de manera diferente y de forma personalizada. A grandes rasgos y por generalizar, habrá compañías que necesiten una comunicación reactiva y otras más proactiva. En unas, el gabinete de prensa actuará en muchos casos como barrera, mientras que en otros, tendrá que actuar de forma constante promoviendo temas y emitiendo comunicados.

Ambas tienen sus cosas buenas y también sus cosas malas. Como ya dije en algún momento, el tamaño en comunicación sí existe. Las grandes cuentas tendrán más fácil el acceso a los medios, fundamentalmente por una cuestión de presupuesto, que una PYME. Y esto va a determinar el tipo de comunicación y las herramientas que podrán utilizarse en uno u otro caso.

Hace tiempo llevamos la comunicación de una gran cuenta, cuyo nombre no puedo mencionar (ni si quiera cuando trabajábamos con ellos se podía decir), en el que la mayor parte de las tareas estaban centradas en gestionar la relación con medios, pero actuando como barrera. Es decir, no se daban más datos de los que ya teníamos, no se podían gestionar entrevistas porque los directivos no podían actuar de portavoces y muchas veces teníamos que decir no a las preguntas y demandas de los medios. Y estos o intentaban puentearte y acceder a la información por otras vías o directamente te ponían en su lista negra.

En estas circunstancias había momentos complicados, pero también es verdad que era una empresa con una importante presencia comercial en medios y su capacidad de convocatoria nos ayudaba cuando podíamos trabajar de forma proactiva. Así que tenía su lado difícil y su lado agradecido.

El caso contrario es el de aquellas empresas que necesitan comunicar porque su presencia en medios es muy limitada. Normalmente el presupuesto dedicado a PR es pequeño, por lo que la creatividad y los malabarismos están en el día a día. En este sentido, se necesita un trabajo proactiva,… el enfoque es totalmente distinto. Si en el ejemplo anterior tenías que decir que no a los periodistas, aquí saltas de alegría cuando los periodistas dicen sí a tu propuesta.

En ambos casos se trabaja mucho y hay que ser cuidadoso y, ya sabéis, siempre honesto. Así que si me dieran a elegir no sé qué me gustaría más. Tendría que pensármelo, ¿vosotros qué opináis? ¿preferís una comunicación proactiva o reactiva?

Compartir
Sin comentarios

Esta noticia no se puede comentar

           

©2019 Medina Comunicación | AVISO LEGAL | COOKIES | POLÍTICA DE PRIVACIDAD