3 junio 2016 / por Alicia / No hay comentarios

Confianza en periodistas y publicistas, a la baja

No hago nada más que leer que estamos viviendo malos tiempos para el periodismo, bueno, no sé si hubo algún momento realmente bueno para la profesión – mal pagada, pésimos horarios, presiones, censuras… Aunque últimamente el foco está en la cada vez menor confianza que se tiene en los periodistas y el cuestionamiento constante de su independencia.

Y lo malo es que los estudios inciden en este aspecto. En el último informe sobre la profesión periodística del pasado año presentado por la APM (Asociación de la Prensa de Madrid) se reiteraba la pérdida de confianza en la información elaborada por los periodistas. Ahora es un estudio de GfK Verein quien vuelve a mostrar datos preocupantes.

El último estudio GfK Verein sobre Confianza en las Profesiones, que se realiza cada dos años, ha analizado el grado de confianza que tienen los ciudadanos de 27 países sobre 32 profesiones. En España, los periodistas, los presentadores de TV y los publicistas se mantienen en posiciones bastante bajas. Tomemos de referencia el valor más alto, es decir, la profesión con la que cuenta la mayor confianza, los bomberos. Obtienen un 97% de respuestas a su favor.

En el caso de los periodistas, el porcentaje se sitúa en el 43% tras bajar 4 puntos respecto al informe de 2014 (novenos por la cola). Los presentadores de televisión tampoco están mucho mejor, con un 42% y también bajando cuatro puntos porcentuales. Peor están los publicistas, que se quedan con un escaso 37% y con un descenso del 3%. Claro, que siempre podría ser peor: en Rusia, los profesionales de la publicidad son los últimos en los que se confía, con un 32%.

Si analizamos los datos del estudio, vemos que las profesiones más dedicadas a los demás nos generan un mayor grado de confianza, mientras que otras más individualistas o con menor dedicación hacia los otros son las que menos apoyo reciben.

Sin embargo, el hecho de que los periodistas no mejoren sus niveles es preocupante. Es una profesión que trabaja para dar a los demás información y conocimiento. El periodista debe trabajar para la sociedad y su trabajo es básico en situaciones de guerra, de injusticias o indefensión. Por eso, me da coraje que se pierda la confianza. Hay periodistas que se juegan el tipo todos los días por hacer que a los demás nos llegue la información. Pero parece que algo se está haciendo no muy bien cuando no se confía ni en la profesión, ni en lo que se publica.

Compartir
Sin comentarios

Esta noticia no se puede comentar

           

©2019 Medina Comunicación | AVISO LEGAL | COOKIES | POLÍTICA DE PRIVACIDAD